Me das tu whatsapp o no me hables más

Cómo saber si alguien no quiere hablar contigo por teléfono

Este artículo fue escrito por Tasha Rube, LMSW. Tasha Rube es una trabajadora social con licencia en Kansas City, Kansas. Tasha está afiliada al Dwight D. Eisenhower VA Medical Center en Leavenworth, Kansas. Ella recibió su Maestría en Trabajo Social (MSW) de la Universidad de Missouri en 2014.

¿Alguna vez ha estado hablando con alguien o ha intentado entablar una conversación y se ha preguntado si la persona no quiere hablar con usted? Una persona puede no querer hablar contigo por muchas razones que van desde que está cansada o no le gustas hasta que has interrumpido una charla privada. En algunos casos, puede ser difícil saber si alguien no quiere hablar contigo. Pero si lees el lenguaje corporal y escuchas los patrones del habla, puedes averiguar si alguien no quiere hablar contigo y entonces excusarte educadamente de la interacción.

Este artículo ha sido redactado por Tasha Rube, LMSW. Tasha Rube es una trabajadora social licenciada con sede en Kansas City, Kansas. Tasha está afiliada al Dwight D. Eisenhower VA Medical Center en Leavenworth, Kansas. Ella recibió su Maestría en Trabajo Social (MSW) de la Universidad de Missouri en 2014. Este artículo ha sido visto 680,096 veces.

Nunca está en línea en whatsapp

. Explica por qué quieres tener la conversación. Deja clara tu intención: se trata de querer mejorar la situación, no de culpar y acusar. Esto es lo más importante: Diles cómo les beneficiará tener la conversación. ¿Qué conseguirán con ella? Por muy difícil que sea, modela el comportamiento que quieres ver en ellos. Eso significa ser abierto, curioso y tranquilo en lugar de estar a la defensiva, agresivo y molesto. Ponte en su lugar y demuestra que entiendes que esto es difícil para ellos. Puedes decir: «Entiendo que no quieras tener esta conversación» o «Sé que es difícil hablar de esto…». Refuerza por qué es esencial para ti tener la conversación y deja claro qué opción o acción tomarás si se niegan a participar. No se trata de hacer amenazas, sino de ser honesto y claro sobre lo que su decisión significa para ti.

Leah Mether es especialista en comunicación y habilidades sociales. Trabaja como oradora, formadora, facilitadora, entrenadora y autora. Su libro Soft is the New Hard: How to Communicate Effectively Under Pressure se describe como una clase magistral para líderes.

No has leído mi mensaje

El contenido de Verywell Mind es rigurosamente revisado por un equipo de verificadores de hechos calificados y experimentados. Los verificadores de hechos revisan los artículos para comprobar su exactitud, relevancia y actualidad. Nos basamos en las fuentes más actuales y reputadas, que se citan en el texto y se enumeran al final de cada artículo. El contenido se comprueba después de ser editado y antes de su publicación. Más información.

Aunque hacer y mantener amigos es una parte vital de la vida social y cotidiana, a partir de cierta edad puede resultar un poco difícil encontrar personas afines que estén dispuestas a compartir sus alegrías, miedos, felicidades y preocupaciones con usted.

Esto puede explicar por qué encontrar a alguien que parece tener un interés genuino en pasar tiempo libre con usted puede causar a veces una excitación excesiva. Esta excitación puede, en ciertas formas no intencionadas, cegarle hacia las verdaderas intenciones de alguien cuando se relaciona con usted.

Aunque no se puede negar que nuestra vida diaria puede ser muy ajetreada, puede ser una señal de advertencia el hecho de que te encuentres con que constantemente tienes que dar el primer paso con un supuesto amigo, ya sea con llamadas telefónicas, mensajes de texto o correos electrónicos.

Cómo decirle a alguien que no quieres seguir hablando con él

Realmente no mantengo el contacto con mis antiguos amigos, ni siquiera con los nuevos. No tengo tiempo para hacerlo. Siempre termino de trabajar a las 7 de la tarde. Luego, después de cenar y hablar un poco con mi familia llegan las 10 de la noche y luego me duermo. Si hablamos de los fines de semana y las vacaciones, entonces me clasifico como un hombre casero al que le gusta quedarse en casa viendo la televisión o jugando en el ordenador o trabajando o estudiando. Considero que salir con los amigos es perder el tiempo ⌚. Creo que no tiene ningún sentido quedarse con la gente mirando y hablando entre ellos y desde mi punto de vista es mejor consumir esas horas en algo que me aporte beneficios. Realmente no disfruto haciéndolo. Pero realmente me gustaría mencionar que no era mi comportamiento cuando era más joven. cuando estaba en la escuela, me encantó mis amigos, y pasé la mayor parte de mi tiempo libre con el colgando alrededor, ir a la playa juntos, jugar al fútbol, ir al cine …. etc. y puedo hasta que sería un día muy pad si no se reunió con uno de mis amigos. En este tema me gustaría contar un secreto, en mi primer año en la universidad me perdí un examen porque preferí quedarme con mis compañeros en el club en lugar de ir al examen.